martes, 9 de octubre de 2007

Alone in the dark

El título de aquel popular videojuego es lo priemro que le viene a la mente de todo aficionado cuando piensa en la situación de Kobe Bryant en los Lakers para esta temporada.
El que para muchos es el mejor jugador de la liga se ha hartado de pedir por activa y por pasiva refuerzos que hagan de los Lakers un equipo aspirante al anillo, petición a la que Phill Jackson se ha sumado pero que no ha surgido efecto sobre Kutchpak.

No obstante, yo creo que más que inaptitud del General Manager de los Lakers se trata de un caso de dificil gestión. Difícil gestión ya que el alto salario de Bryant hace dificl conjuntar a otra gran estrella en el mismo equipo sin sobrepasar el límite salarial. Además en unos Lakers que sólo tienen como pieza de intercambio apetecible, además del propio Bryant, a Lamar Odom y al joven Andrew Bynum el realizar trades para enolver al 24 se hace tarea complicada.
Y después de haber roto una lanza a favo de Kutchpak, cosa que no me había propuesto al iniciar este repaso, también he de decir que en el mercadode los agentes libres, e incluso en el de los traspasos, se encontraban piezas más suculentas para una franquicia tan apetitosa como los Lakers.

Así, Lamar Odom vuelve a ser el pequeño resquicio de luz con el que Kobe se encuentra en esa oscuridad que mentaba al principio. Odom es un jugador de una clase indudable, pero con un gran problema de lesiones, así no sería raro que Kobe no disfrutara de su compañía sobre la pista en grandes fases de liga regular. Además de Odom, la otra gran esperanza de Los Angeles es el joven Andrew Bynum del que se espera que explote para convertirse en la referencia interior de estos Lakers.

Derek Fisher vuelve a LA, franquicia donde dejo huella tras anotar aquel tiro a falta de cuatro décimas ante San Antonio que valió una final. Pero como comenté en la entrada dedicada a Utah, Fisher vuelve a LA con la mirada puesta en la enfermedad de su hija que en el propio baloncesto, algo completamente comprensible.
Larry Turner, y los rookies Javaris Crittenton, Andre Patterson, Elton Brown y Coby Karl son las otras incorporaciones que hacen los Lakers esta temporada, auqnue alguno de ellos se quedará fuera de los partidos. Incorporaciones a todas luces insuficientes para optar al anillo.

3 comentarios:

avenida dijo...

La pena de los Lakers es que el tener a Kobe les impide luchar por un buen puesto en el draft, jaja, ya que el solo te gana ya los partidos suficientes practicamente para entrar en play-off.
Si a esto le unimos que no se mueve nada Kupchak, pues nos da estos Lakers. Y para mi lo del límite salarial...los Lakers dan suficientes beneficios como para no tener que pensar en esa situación.

J. Mercadal dijo...

Lo cierto es que el tener a Kobe es un privilegio, pero te da poco margen de movimiento en los despachos. Además el que no haya estrellas emergentes en LA hace que no haya moneda de cambio, eso sin contar que debes buscar a un grandísimo jugadr que no eclipse a Kobe y no se repita lo de Shaq.

Lo del límite salarial y los beneficios de los Lakers, vaya usted a saber, sólo hay que ver el ejemplo de los Suns y como se quieren quitar a Marion por eso. Y si alguna vezhan dado beeficio los Suns es ahora y en la época Barkley, vamos.

true wolf dijo...

Coby Karl, yo creo que cuando Kobe pedía a Kidd era para despistar e ir a por el chico este ¬¬

Me sabe mal porqué Kobe me cae genial y le veo otro año en el pozo y, además, sin MVP. Yo tampoco se lo daría por mucha heroicidad que sea llevar a este equipo más allà de las quince victorias con la plantilla que hay.