viernes, 12 de octubre de 2007

La necesidad de cambiar el ciclo

Un año de transición es lo que parece esperar a los seguidores de los Kings para esta temporada, una transición que no posee un final claro a la vista. Sólo Bibby queda ya como recuerdo de la que, probablemente, fuera la época más gloriosa para los Kings. Un Bibby al que caa vez más rumores sitúan fuera de Sacramento y que en mi opinión debría marcharse, tal como hicieron Stojackovic y Webber antes para dar paso a una reconstrucción definitiva, dejándo atrás los vanos intentos por continuar un ciclo ya acabado.
No obstante, y hasta que esta salida no se produzca, los Kings afrontan esta temporada con el número 10 acompañado del inestable Ron Artest y el recién renovado Kevin Martin. Esta renovación ha resultado polémica por las altas cifras en las que se ha producido, probablemente alejadas del valor deportivo del jugador, pero justificadas por un mercado loco y la necesidad de dar una alegría a una afición a la que la historia le debe un anillo.

En el banquillo debutará Reggie Theus, el que fuera jugador de Chicago Bulls o Sacramento Kings, entre otros, llega con la idea de invertir la tendencia perderoda de los Kings tal y como hizo con la universidad de New Mexico State. Para ello ha prometido hablar con las principales estrellas de la franquicia y hacerlas así partícipes del rumbo del equipo.

Miki Moore es la principal adquisición de estos Kings, el pivot viene de realizar su mejor temporada en la NBA con los Nets, temporada que le ha servido para ganarse un buen contrato con los Kings. Ahora está por ver si segurá con su progresión, o si por el contrario una vez conseguido un buen contrato ingresará en el club de se dejaba llevar.
Los Kings, además, han completado su rotación interior con la llegada via draft del novato Spencer Hawes. El pivot llega a Sacramento con la vitola de ser uno de los mejores pivots de su generación, habrá que seguir su adaptación en un liga carente de referencias interiores.


3 comentarios:

true wolf dijo...

Pues parece que podemos tachar a Hawes de la plantilla...

Es el típico proyecto que no va a ningún lado, como los Blazers de hace un tiempo. Veteranos sin motivación de hacer nada, como una reconstrucción pero sin piezas sobre las que reconstruir...

Iñigo Torres as Mr. NBA dijo...

A mi me parece que un equipo cuyo sustento anotador es Kevin Martin no va a ninguna parte. Y Spencer Hawes es un número 10 como cualquier otro, nada destacable. Así que se lo van a tener que currar bien para entrar en Playoffs. Visita www.blogbaloncesto.blogspot.com para ver otro blog de basket.

J. Mercadal dijo...

Lo cierto es que el parrafo de Hawes estaba ya escrito y me parece un jugador idóneo para crecer al cobijo de Brad Miller. Por ello decidí dedicarle un hueco.
Aunque viendo el tip ode lesión que tiene, y con 19 años, mala pinta la verdad...